1/23/2006

Los desafíos de la oposición

Marcelo Paredes

Pese a haber perdido por 25 puntos frente al MAS y a no haber logrado la presidencia del Senado, Podemos se constituye en la principal fuerza opositora del gobierno debido a que tiene una bancada, especialmente en el Senado, muy superior a las de UN y MNR. Se prevé que el antagonismo entre este partido y el MAS, que empezó en la campaña proselitista, se profundice cuando las políticas gubernamentales empiecen a ponerse en práctica o cuando se traten leyes polémicas en el Parlamento. Pero para lograr conseguir ser una oposición que deba tomarse en cuenta, este frente primero debe estructurarse basado en objetivos comunes y ser realmente un partido, cosa que está muy lejos de ser todavía.Para el presidente de la Asociación Boliviana de Ciencia Política, Marcelo Varnoux, lo sucedido en la elección de la directiva de la Cámara de Senadores es una muestra de que Podemos todavía no está preparado internamente para constituirse en una oposición sólida. Las fricciones y contradicciones que se vieron entre los parlamentarios de Podemos sobre la elección de la presidencia del Senado (unos pugnaban por ese cargo mientras otros ya resignaban ese puesto para el MAS), mostraron que no tienen un cuerpo de ideas homogéneo que los guíe.El analista cree que con el tiempo Podemos podría lograr esa homogenización y constituirse en una oposición real.
El optimismo de Podemos
Siguiendo esa línea, en Podemos creen que pueden cohesionarse y afianzarse en la política nacional. “Podemos es el único partido de oposición” afirma orgulloso Oscar Ortiz, senador de ese partido que considera que UN y MNR dejaron ese bando al aliarse, de forma increíble, con el MAS en la elección de las directivas de la Cámara Alta. Además considera que el peso parlamentario que tienen ambos partidos es pequeño comparado con el de Podemos.Afirma que el desafío principal que asume su partido es el de constituirse en una oposición capaz de viabilizar todos los proyectos positivos para Bolivia, pero que también defienda la visión de país que tienen. Debemos ser consecuentes con nuestro electorado, que nos eligió como opción diferente a la del MAS, opinó.Explicó que la oposición que realizarán desde el Parlamento buscará evitar el autoritarismo y totalitarismo que teme que se dé como consecuencia de la hegemonía que ahora goza el MAS.Ortiz, el ex gerente de la Cainco y de posiciones muy fuertes, rechazó las críticas que recibe el partido rojo sobre su falta de unidad y de criterio común que se habría dado en estos días. “Hemos demostrado (en la elección de las directivas camarales) nuestra cohesión como partido y proyecto político, a pesar de los intentos de transfugio que intentó realizar el MAS con algunos de nuestros parlamentarios”, afirmó.
UN apuesta al cambio
Para Jaime Navarro, secretario nacional ejecutivo de UN, el tiempo en que Podemos sea el corazón de la oposición no llegará, pues considera que ese frente tiene pocas posibilidades de articularse, ya que su fragilidad principal es que representa una opción desgastada y sin perspectiva. Es el pasado que Bolivia dejó atrás, afirmó. Navarro expresó que UN “sí es un partido que tiene claro el papel” que desempeñará en la oposición. El apoyo que dieron al MAS para elegir a Santos Ramírez como cabeza de la Cámara Alta es una muestra de ello. Jaime Navarro no pudo ser más claro: su partido no obstaculizará de ninguna manera las políticas del MAS y calificó como un error el papel obstaculizador que prevé que asumirá Podemos, aunque no abandonará un rol fiscalizador y crítico a todas las acciones que tome el MAS como gobierno.“Estamos con el cambio, y el cambio ha sido muy evidente en estos últimos comicios”, dijo.La política que implementará el MAS en el tema de los hidrocarburos –“nacionalización”– será inmediata y, por así decirlo, arrolladora, pues tiene, según ellos, el mandato del pueblo.Según Varnoux, este tema no será todavía el escenario donde se muestre una oposición fuerte. Es que el MAS podría realizar un planteamiento racional e incluso más moderado de lo que prevé Podemos. A lo mucho se producirán reacciones, algunas tal vez irracionales, de sectores vinculados a los grupos de poder de Santa Cruz.En UN este tema tampoco parece quitarles el sueño, este partido espera ver los proyectos de ley y acciones que realizará el gobierno para analizarlos y recién asumir una posición. “Unos son los discursos de campaña” y otro el accionar en función de gobierno, vaticinó Jaime Navarro.El escenario en el que la oposición puede fortalecerse y afianzarse es el de la Asamblea Constituyente, porque allí deberán debatirse proyectos del país y los partidos tienen la oportunidad de plantear, argumentar, defender y convencer de los proyectos de país que tienen. Esa será una prueba de fuego para la cual tienen tiempo de prepararse los partidos de oposición.Varnoux tiene la esperanza de que en ese escenario se realice un “gran esfuerzo mental” que permita que afloren las ideas de oposición y oficialismo, pero también alerta que en la Constituyente, así como en el referéndum autonómico, las posiciones con objetivos más regionalistas puedan desestructurar una visión de partido. En el caso de Podemos el riesgo es que muchos de sus parlamentarios podrían responder, antes que a su partido, a las directrices del Comité Cívico pro Santa Cruz o a la prefectura de ese departamento.Oficialismo y oposición, hasta que no se clarifiquen los proyectos de ley y se den los primeros pasos del Gobierno del MAS, estas dos fuerzas antagónicas no mostrarán sus fortalezas y sus debilidades.
(tomado de www.la-epoca.com)

0 Comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]

Vínculos a esta publicación:

Crear un vínculo

<< Página Principal

Free Counter and Web Stats